Saltar al contenido

Cuando duerme, uno de los momentos, para cortarle las uñas a tu bebé

abril 22, 2019

Las uñas son las que más les crecen rápido a los bebés y si no le cortas pueden hacerse daño en la cara.

Uno de los temores que tienen los padres con niños pequeños es lastimarlos cuando llega la hora de cortarle las uñas. Aunque parezca un trabajo imposible, pero es más fácil de lo que parece.

Las uñas son las que más les crecen rápido a los bebés y si no le cortas pueden hacerse daño en la cara y eso es lo que debes evitar. Entonces, lo que debes hacer es botar los nervios, ponerte firme y hacerlo con mucho cuidado.

Debes saber que antes de que empieces a cortarle las uñas a tu bebé es importante desinfectar la corta uña y/o tijeras especiales. Además, tu hijo es el único que lo debe usar.

Momento adecuado

Cuanto tu pequeño esté tranquilo es el momento propicio para que le cortes las uñas. Si tu hijo está llorando o inquieto es mejor que lo hagas otro día. Para que no se arañe solo colócale unas manoplas.

A la hora de dormir

El bebé cuando esté durmiendo es una buena opción para cortarle las uñas. En ese momento no se moverá y hazlo con una luz adecuada.

Que no sea mucho tiempo

El tiempo de cortarle las uñas no debe extenderse porque el bebé se pondrá nervioso y empezará a moverse más, a llorar. Debes actuar con decisión, firmeza y delicadeza.

Tamaño adecuado

Al cortarle las uñas no debe ser tan pegado a la piel. Así como también debe ser de manera cuadrada y no redonda. Otra de las opciones es hacerle una ligera curva a los extremos para que no queden pico y para ello usa una pequeña lima.

Mira el color de las uñas

Para detectar posibles infecciones, si el color rosa se altera o si la uña se haya clavado en la piel, tanto en manos y pies. Si tiene alguna de estas características acude a un especialista.